La aerolínea Volaris aseguró que el incidente por el que el vuelo 714 tuvo que aterrizar de emergencia en el aeropuerto de Veracruz se trató de una falsa alarma, por lo que retomó su destino a Cancún.

En un comunicado difundido a través de sus redes sociales, la aerolínea mexicana señaló que el vuelo que salió de la Ciudad de México con destino a Cancún, fue desviado por mantenimiento.

Aseveró que lo más importante es la seguridad de sus clientes, por lo que a las 6:50 am, tras activarse el sensor de humo en el compartimento de carga y equipaje, el piloto decidió desviar el vuelo para revisar la aeronave en tierra.

Tras realizar los procedimientos indicados, se confirmó que se trataba de una falsa alarma y el vuelo despegó desde Veracruz hacia Cancún.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here